Publicado:
Oct 29, 2021

Accidentes Automovilísticos ¿Cómo evitarlos? | Crabi Autoseguros

Por
Eloy Giles
Tiempo de lectura:
11 min.

Un accidente automovilístico puede ser una de las experiencias más aterradoras y traumáticas que puedes llegar a experimentar como conductor. No importa la edad que tengas, si es tu primer coche o si llevas años manejando, nunca es fácil experimentar esa repentina sacudida y escuchar el sonido del golpe de metal contra metal.

Desafortunadamente, en la mayoría de las ocasiones, nunca nos pasa por la mente que este tipo de situaciones podría ocurrirnos a nosotros al momento de encontrarnos detrás del volante. Sin embargo, las estadísticas son crudas. De acuerdo a datos del INEGI, de los cerca de 300 mil accidentes registrados en México en el 2020, cerca 3,500 fueron accidentes fatales, 65,000 resultaron con personas heridas y casi 290 mil ocasionaron daños materiales y altos costos.

Es tal la cantidad de accidentes que ocurren en nuestro país que ocupamos la séptima posición a nivel mundial en mortalidad por accidentes de automóvil. De hecho, de acuerdo a datos del Instituto Nacional de Salud Pública (INSP) este tipo de accidentes “constituyen la primera causa de muerte en jóvenes entre 5 y 29 años de edad y la quinta entre la población general”.

De ahí la importancia que ha puesto tanto el Gobierno Federal como otras Instituciones de Salud y Seguridad Pública en promover una cultura de educación y seguridad vial enfocada en la prevención de este tipo de incidentes de tránsito.

¿Qué es un accidente automovilístico?

Un accidente automovilístico es básicamente la colisión que se produce entre dos vehículos, o entre un vehículo y un objeto o persona, al encontrarse circulando por vías públicas o privadas. Dependiendo del tipo de colisión, los accidentes automovilísticos pueden clasificarse en tres categorías:

Choques por alcances

En un choque por alcance, la parte delantera de un vehículo golpea la parte trasera de otro. Este tipo de choques automovilísticos suelen producirse cuando no se guarda una adecuada distancia de seguridad entre un vehículo y otro, lo cual, aunado al exceso de velocidad, provoca que no se cuente con el tiempo ni la distancia suficiente para frenar el auto antes de “alcanzar” al otro.

Impactos laterales

Los impactos laterales son uno de los tipos más comunes de accidentes automovilístico. Este tipo de impacto ocurre cuando un auto colisiona con la parte lateral de otro. En estos accidentes vehiculares, la fuerza del golpe no solo se dirige a la zona donde se produjo el contacto, sino que también se distribuye a otras áreas de los vehículos involucrados, lo cual puede provocar derrapones incontrolables e incluso volcaduras.

Choques frontales

Los choques frontales ocurren cuando un vehículo que avanza por su carril de repente se encuentra con otro vehículo que se mueve en la dirección contraria, impactándose de frente. Este tipo de accidentes de auto suelen ser más aparatosos que los choques por alcance, ya que implican un impacto frontal de lleno, y por ello tiene más probabilidades de causar siniestros fatales y lesiones graves a los ocupantes de los vehículos involucrados.

Causas más frecuentes de accidentes automovilísticos

Los accidentes automovilísticos pueden ocurrir por diversas razones diferentes, desde la inexperiencia del conductor hasta el consumo de alcohol u otras sustancias. A continuación te compartimos algunos de los factores de riesgo más comunes que pueden contribuir a la ocurrencia de choques automovilísticos.

Malos hábitos de conducción

Los errores humanos son una de las causas más comunes de accidentes de tránsito y en muchas ocasiones se deben a malos hábitos de manejo como: el no respetar los límites de velocidad, frenar de forma abrupta e inconsistente, cambiar de carril de forma agresiva sin usar las luces intermitentes, etc. Manejar de forma imprudente aumenta considerablemente el riesgo de que puedas verte involucrado en accidentes de tráfico.

Distracciones

Tu cerebro es la herramienta más importante con la que cuentas al momento de manejar un vehículo de motor. Cuando te distraes conduciendo, dejas de prestar atención a tu entorno y especialmente a la carretera y a los coches que te rodean. Es justo en ese momento cuando existe mayor riesgo de verte involucrado en un accidente vial. Las distracciones pueden presentarse de muchas formas como: hablar por teléfono, enviar mensajes de texto mientras conduces, ajustar el volumen o la estación del radio, o el simple hecho de prestar demasiada atención a otros ocupantes del vehículo.

Consumo de alcohol

El alcohol es una sustancia depresora que provoca un estado de sedación en tu cuerpo. En este estado eres menos consciente de lo que ocurre a tu alrededor y puedes exponerte a situaciones de mucho riesgo sin darte cuenta. El abuso del alcohol ralentiza tu actividad mental, lo que a su vez provoca problemas de dicción, reflejos lentos y una reducción en tus capacidades de reacción y coordinación. Estas deficiencias inhiben tu capacidad de pensar con claridad y por lo tanto aumentan el riesgo de provocar accidentes viales e incluso la muerte.

Cansancio

Para muchas personas el conducir es una actividad cotidiana. Sin embargo, hacerlo de forma rutinaria puede causar que te acostumbres a la ruta y que sea complicado mantenerte alerta, especialmente si te encuentras cansado o absorto en tus pensamientos y preocupaciones. Desafortunadamente, el cansancio puede tener un impacto negativo en el tiempo de reacción y en la capacidad de toma de decisiones de la persona al momento de conducir. Como puedes imaginarte, esto incrementa el riesgo de sufrir un accidente de tráfico.

Altas velocidades

Cuando conducimos a altas velocidades somos más propensos a cometer errores, esto se debe a que nuestro cerebro tiene menos tiempo para procesar toda la información de nuestro entorno y para tomar decisiones correctas. Por otro lado, un mal movimiento a altas velocidades puede amplificarse rápidamente y hacernos perder el control de nuestro auto, incrementando así el riesgo de provocar un accidente de tránsito. Las víctimas de accidentes por exceso de velocidad tienen menos probabilidades de sobrevivir debido a que la severidad del impacto se amplifica por la energía cinética de las altas velocidades.

Condiciones meteorológicas adversas

Los accidentes de auto no siempre son causados por una conducción imprudente, a veces las malas condiciones meteorológicas también puede convertirse en un factor de riesgo importante. Eventos meteorológicos como lluvia, granizo, viento o hielo sobre la superficie de rodamiento pueden provocar accidentes vehiculares de gravedad. Es por ello que como conductor, debes tomar precauciones adicionales cuando sepas que el clima adverso será un factor durante tu viaje.

Suscríbete para recibir nuestros próximos artículos
Suscribirme

Recomendaciones para prevenir accidentes automovilísticos

Ahora que conoces lo que es un accidente de tránsito y cuáles son los factores de riesgo que los pueden ocasionar seguramente te preguntarás qué es lo que puedes hacer para evitarlos. Es por ello que aquí te presentamos una lista de recomendaciones que evitarán que te veas involucrado en un accidente de tráfico

Centra tu atención en tu entorno en todo momento

Siempre que te encuentres detrás del volante debes de mantenerte en un constante estado de alerta. Prestar atención a las acciones de otros conductores de automóviles, peatones u objetos en el camino te permitirá reaccionar con anticipación para evitar o minimizar el riesgo de accidentes graves. Los cursos de manejo defensivo son una excelente opción para desarrollar este tipo de habilidades avanzadas de conducción.

Evita distracciones mientras conduces

Como acabamos de mencionar, al momento de conducir tu atención debe estar 100% enfocada en el volante y en tu entorno. Desafortunadamente muchos conductores se distraen con su teléfono celular, la radio e incluso con otros pasajeros. Estas distracciones, por muy cortas que parezcan, incrementan potencialmente el riesgo de sufrir un accidente. Cuando manejes guarda tu teléfono celular para evitar la tentación de revisar tus mensajes o whatsapps, hacer llamadas o revisar tus redes sociales. Es preferible acceder a sus funcionalidades básicas (mapas o navegación) a través de aplicaciones de asistencia al volante como CarPlay o Android Auto.

Mantén una distancia de seguridad adecuada

Muchos de los accidentes de carretera ocurren por no respetar los límites de velocidad y por no guardar una adecuada distancia entre los otros vehículos. Una buena práctica es mantener por lo menos 5 segundos de separación entre tu vehículo y el auto de enfrente. Este te permitirá tener una mejor visión del entorno y te permitirá reaccionar de forma segura en caso de que observes cualquier situación de riesgo, minimizando así el riesgo de accidente.

No excedas los límites de velocidad

¿Sabías que hay una relación directa entre la velocidad con la que chocas y el riesgo de muerte? Es decir, si chocas a velocidades altas es mucho más probable que sufras un accidente fatal, o que en el mejor de los casos, sufras lesiones permanentes que afecten tu calidad de vida. ¿Para qué arriesgarse?. Lo más recomendable es respetar los límites de velocidad tanto en autopistas como en zonas urbanas para así minimizar el riesgo de accidentes de tráfico.

Utiliza el cinturón de seguridad

Los cinturones de seguridad son dispositivos específicamente creados para mantenerte a salvo en caso de un choque. El diseño y la resistencia del cinturón de seguridad te mantendrá sujeto al asiento, reduciendo la posibilidad de que salgas disparado con el impacto, minimizando con ello la posibilidad de pérdida de vida o de lesiones personales de gravedad. Por ello, es de suma importancia que tanto tú como el resto de tus acompañantes usen el cinturón de seguridad en todo momento durante el trayecto.

Evita el consumo de alcohol si vas a manejar

Como ya lo hemos comentado, el consumo y abuso del alcohol es uno de los factores de riesgo más comunes que se observan en accidentes ocurridos entre la población masculina joven. Los efectos del alcohol reducen notablemente tus reflejos y dificulta la toma de decisiones, lo que impide que reacciones de manera adecuada en una emergencia. Si vas a tomar lo mejor es que no manejes, o que lo haga un conductor designado que no haya ingerido ningún tipo de bebidas alcohólicas. En último caso, siempre puedes optar por trasladarte usando cualquiera de las aplicaciones de transporte on-demand como Uber, Didi, Cabify, etc.

Mantén tu auto en buenas condiciones

Mantener tu coche en perfectas condiciones mecánicas no solo extiende la vida promedio de tu vehículo automotor, también puede ayudar a reducir la ocurrencia de accidentes de tráfico. Por esta razón es de vital importancia realizar una revisión detallada de todos los sistemas de tu auto como parte de un programa regular de mantenimiento automotriz.

Por ejemplo, revisar las condiciones y presión de las llantas de tu auto aseguran que su desempeño sea el adecuado en caso de que conduzcas en condiciones climáticas adversas. Revisar el desempeño del sistema de frenado asegurará que operen de forma óptima en situaciones de riesgo.

¿Qué hacer en caso de sufrir un accidente de auto?

Si a pesar de seguir estas recomendaciones llegaras a sufrir un accidente automovilístico es importante que sepas como reaccionar y qué hacer. Es por ello que a continuación compartimos contigo los siguientes consejos:

Mantén la calma

Aunque puede parecer difícil, perder el control solo te impedirá pensar con claridad. Al estar tranquilo podrás evaluar la situación en perspectiva y buscar la ayuda necesaria en el menor tiempo posible. Evita tomar decisiones precipitadas y de ser posible, espera a que llegue la ayuda. La serenidad puede ser un factor clave en situaciones críticas.

Comunícate con los números de emergencias

Cuando ocurre un siniestro es fundamental recibir atención lo antes posible. Por ello es muy importante tener a la mano los números de los servicios de emergencia y datos sobre tu ubicación.

  • Emergencias: 911
  • Cruz Roja: 53 95 11 11
  • Policía Federal: 088
  • Capufe: 074

Contacta a tu compañía de seguros

Las compañías de seguros cuentan por lo general con un teléfono de siniestros a donde puedes llamar para reportar el accidente. Es muy importante que al contactarlos tengas a la mano tu póliza de seguro e informes tanto sobre tu ubicación como si hay víctimas heridas. Esto facilitará el envío del ajustador y de los servicios de emergencia. El contar con un seguro de auto es muy útil, ya que además de protegerte económicamente por los daños materiales o físicos que pudieras causar, también te brindará asesoramiento legal respecto a daños punitivos que hayas ocasionado.

Conducir es una actividad de alto riesgo. Bastan tan solo unos segundos para que ocurra lo impensable y de repente te veas involucrado en un accidente que pueda cambiar tu vida para siempre. Para mantenerte seguro mientras conduces, es importante que prestes atención a tu entorno en todo momento y que conduzcas de forma defensiva.

Esperamos que este artículo te haya ayudado a dimensionar los riesgos a los que te expones cuando manejas y a que sigas nuestras recomendaciones para mantenerte a salvo.

Descarga la aplicación y cotiza el seguro de tu auto en minutos.

Bibliografía

Bibliografía:

Eloy Giles
SEO Specialist

Ing. Petrolero por vocación, Digital Marketer por pasión. Estamos transformando radicalmente el sector asegurador de México. Síguenos para ser testigos de un cambio disruptivo.

Artículos relacionados

Suscríbete para recibir la última información sobre seguros para tu auto.

¡Gracias por suscribirte! Pronto recibirás nuestro primer correo.
Oops! Hubo algún error. Por favor, vuelve a intentar.